respuestas

Ejercicio

¿Le gusta jugar tenis o al golf? ¿Piensa que no hay nada mejor que correr, yoga o natación? ¡Eso es genial! Tener una ostomía no debería impedirle mantenerse en forma.

Con el permiso de su profesional de salud, usted puede regresar a la mayoría de los deportes y actividades que desfrutaba antes de la cirugía. Las únicas excepciones posibles son deportes de contacto (tales como boxeo, lucha o fútbol) debido al riesgo de lesión al estoma, a partir de un golpe fuerte.

Las personas viviendo con una ostomía incluyen corredores competitivos de larga distancia, levantadores de peso (fisioculturistas), esquiadores, nadadores y muchos otros atletas principiantes y profesionales. Si usted no se ejercitaba antes de su cirugía, no hay un mejor momento como el presente para comenzar.

Aquí están algunos consejos para retomar el ejercicio y otras actividades físicas:

  • Comience lentamente y siga según su propio ritmo. Sus músculos abdominales necesitarán algún tiempo para cicatrizar de su cirugía. Su profesional de salud puede decirle cuando y cómo comenzar a ejercitarse de nuevo.
  • Elija una actividad que usted desfruta y que encaja en su calendario por lo menos tres veces por semana, por un mínimo de 30-60 minutos por sesión.
  • Para tener una mejor experiencia, vacíe su bolsa antes de ejercitarse. También, asegúrese de que su barrera ha estado puesto durante por lo menos una hora antes de mojarse o de comenzar cualquier actividad que causará que usted transpire.
  • La mayoría de los sistemas de bolsa de ostomía son resistentes al agua - incluso para nadar.
  • Para nadadores: cubra el respiradero en su filtro desodorizador con una capa de filtro para evitar que el agua entre en la bolsa. Usted puede retirar la capa una vez que esté seco.
  • ¿Quiere relajarse en un sauna o bañera caliente? No existe ningún problema, siempre que su profesional de salud lo apruebe. Añadir un marco de cinta resistente al agua alrededor de su barrera puede ayudar a proteger el adhesivo. Asegúrese de comprobar el sello periódicamente.

Un hombre que ha tomado en serio el entrenamiento físico después de la ostomía es Rob Hill. Rob pasó de ser prácticamente incapaz de subir un tramo de escaleras, a ser el primer paciente con enfermedad de Crohn / ostomizado en subir los Siete Picos (los picos de montaña más altos en cada continente) en sólo ocho añosA.

Usted puede aprender más sobre las aventuras de Rob, leer otras historias inspiradoras, e incluso añadir sus propias victorias cuando usted participe en ConTigo+, nuestra comunidad para personas viviendo con una ostomía.